Inspirado en una reciente conferencia de Miguel Ángel López Trujillo (alias «Google Humano»), mi retomada afición por la lectura científico-técnica y la aparición del nuevo recurso Wolfram Alpha, me animo a redactar esta pequeña recapitulación de datos y reflexión final.

Todos estamos cansados de oir que estamos en la Sociedad de la Información, el término que se acuñara ya en los 70s («la información es poder»), pero sabemos que esto no es del todo cierto. ¿Realmente somos una sociedad informada y sobre todo, y más importante, formada?

– Nos hemos acostumbrado a que las Nuevas Tecnologías nos hagan la vida más fácil. Como muestra, un estudio realizado en 2007 por la consultora Ipsos Reid para RIM reveló que el uso de BlackBerry podía ahorrar hasta 1hora diaria a sus usuarios. Internet en esto es la punta de lanza.

– Los seres humanos somos cómodos por naturaleza y buscamos obtener lo que estamos buscando al menor coste posible (sea tiempo o dinero), luego apoyados en las ventajas de las Nuevas Tecnologías, nos hemos acostumbrado a usar herramientas que nos la faciliten como los buscadores (en España el 99% utilizamos Google) para encontrar información sobre lo que buscamos (buscar en la wikipedia, buscar informes, manuales, webs que hablen de un tema…) Existen otras herramientas cada vez más destacables como webs de presentaciones como Slideshare, suscribirse a un blog sobre un tema concreto para seguir las novedades de un sector concreto de actividad, las alertas de los buscadores, etc. En resumen, cada vez hay más información en formato digital accesible gratuitamente para todo el mundo;

Según las últimas estadísticas que he leído en Internet, llevado nuevamente de la mano del admirado señor López Trujillo, se calcula que menos del 10% de Internet esta al alcance de los buscadores (dato proporcionado por Eric Schmidt, Google CEO, en 2005), aprox 5M de TeraBytes. El resto es lo que se ha llamado la web profunda: webs que no pueden indexar los buscadores, bases de datos privadas de pago, informes en formatos no indexables, vídeos, audios, etc. Para hacernos una idea de realmente cuando conocimiento existe fuera de los buscadores de Internet ya disponible en formato digital, según el informe de IDC para EMC “As the Economy Contracts, the Digital Universe Expands» del 18 de Mayo 2009, existen ahora mismo alrededor de 486 exabytes (486 mil millones de gigabytes) de información en formato digital (Internet, Juegos, DVDs, fotografía digital, Radio digital, etc),

Pero, más importante aún, ¿cuánto conocimiento no esta en Internet y nisiquiera aún en formato digital? ¿cuánto esta en papel sólamente? Para hacernos una idea, sólo en España, según el Ministerio de cultura en 2007 se publicaron sólo en papel 75.006 libros (como anécdota, lo que supuso un 3% menos que año anterior, con 77.330), frente a un total de 7.553 libros en edición electrónica (un 83,28% más que el año anterior). ¡Un 90% de los libros anualmente se publican aún sólo en papel en España!! ¿Cuánta información valiosísima existente sólo en papel desde el inicio de los tiempos no estamos teniendo en cuenta?

Haciendo una asunción muy gruesa, a dónde quería llegar, podemos asumir que un altísimo porcentaje del conocimiento de la humanidad (quizá más del 90%) está aún dentro de las librerías, en las bibliotecas, dentro de libros, cuadernos, artículos, vídeos… y creemos que cuando nos sentamos delante de un ordenador e Internet disponemos de toda la información a nuestro alcance y sobre todo, la mejor información disponible.

Leamos, volvamos a las bibliotecas, recomendemos bibliografías, filmografía, música, cultura en toda su extensión y sobre todo no dejemos de formarnos constantemente (veía estos días que esta apareciendo, y la Comunidad Europea lo apoya, con gran fuerza un cuarto sector de actividad económica, el sector del Conocimiento, tras el sector primario, producción y sector servicios). Dediquemos al menos un 5% de nuestros recursos si nos es posible a formarnos de manera constante y entretanto, confiemos en que los avances en las TICs nos ayuden a disponer más ágilmente de toda la información, nos permitan gestionarla mejor y nuestros recursos nos permitan accederla al menor coste posible.

Con la premisa de un conocimiento total al alcance de todo el mundo, y personas formadas y preparadas, el mundo podrá hacer frente a la próxima revolución, el paso de la era industrial y la era de la innovación, en la que ya estamos inmersos.

Foto: Flickr de Hobbes187

Fuentes:

http://www.mcu.es/libro/MC/PEE/estadisticas/globalesAnual.html

http://www.emc.com/about/news/press/2009/20090518-01.htm

Please follow and like us:
error

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.